La lista de las personas más ricas del mundo en 2024 que ha publicado la revisa Forbes incluye este año más multimillonarios que nunca, 2.781 en total, 141 más que el año pasado y 26 más que el récord establecido en 2021.

Dice la publicación que las fortunas siguen creciendo “mientras los mercados bursátiles globales hacen caso omiso de la guerra, la inestabilidad política y la persistente inflación”. Los multimillonarios son más ricos que nunca, añade, con un valor total de sus fortunas de 14,2 billones de dólares, un aumento de 2 billones desde 2023 y 1,1 billones por encima del récord anterior de 2021.

Dos tercios de los miembros de la lista tienen una fortuna mayor que el año pasado; solo una cuarta parte son más pobres. Gran parte de las ganancias provienen de los 20 primeros, que agregaron un total combinado de 700.000 millones en riqueza desde 2023, y de Estados Unidos, que ahora cuenta con un récord de 813 multimillonarios con un valor total combinado de 5,7 billones de dólares.

China sigue en segundo lugar, con 473 (incluyendo Hong Kong), con un valor de 1,7 billones, a pesar del débil gasto del consumidor y de una crisis inmobiliaria que ayudó a eliminar unos 300.000 millones en riqueza. India, que tiene 200 multimillonarios (también un récord), ocupa el tercer lugar.

Para calcular el patrimonio neto, Forbes utiliza los precios de las acciones y los tipos de cambio del 8 de marzo de 2024.

LOS MÁS RICOS

El más rico de todos es Bernard Arnault, quien ocupa el puesto número 1 por segundo año consecutivo. El magnate francés de los bienes de lujo tiene una fortuna con un valor estimado de 233.000 millones, 22.000 millones más que en 2023 gracias a otro año récord para su conglomerado LVMH, la empresa detrás de marcas como Louis Vuitton, Tiffany & Co. y Sephora. Es 38.000 millones más rico que el número 2 del mundo, Elon Musk, quien tiene una fortuna con un valor estimado de 195.000 millones. Justo detrás de él, en el puesto número 3, está Jeff Bezos de Amazon, cuya fortuna tiene un valor estimado de 194.000 millones.

Nadie ha ganado más, en términos de dólares puros, que Mark Zuckerberg, quien ha visto un aumento de 116.200 millones de dólares en un solo año, gracias a que las acciones de Meta casi se triplicaron en medio de despidos por reducción de costes y grandes apuestas en inteligencia artificial y el metaverso. Zuckerberg ocupa el puesto número 4 en la clasificación de Forbes de 2024, con un valor estimado de 177.000 millones. Larry Ellison, de Oracle, con un valor estimado de 141.000 millones, completa los cinco primeros puestos.

Zuckerberg y Ellison son solo dos de los muchos magnates de la tecnología que son significativamente más ricos que hace un año. Explica Forbes que “la fiebre del oro de la inteligencia artificial está en marcha, ayudando a sumar a más de una docena de recién llegados que trabajan en inteligencia artificial a las filas”, incluyendo a Charles Liang de Super Micro Computer (con un valor estimado de 6.100 millones)—y su esposa, Sara Liu (1.500 millones); Lisa Su de Advanced Micro Devices (1.300 millones); y el miembro de la junta directiva de Nvidia durante mucho tiempo, Harvey Jones (1.000 millones). Sam Altman, de OpenAI, también es ahora multimillonario, gracias a las inversiones que realizó cuando era presidente del incubador de startups Y Combinator de 2014 a 2019, una apuesta temprana en Stripe y participaciones en Reddit y la startup de fusión nuclear Helion. La demanda frenética de IA también ha impulsado las acciones tecnológicas en general, aumentando la riqueza combinada de los multimillonarios tecnológicos del mundo en unos 750.000 millones —a 2,6 billones de dólares, más que cualquier otra industria— en solo un año.

ENTRA TAYLOR SWIFT

Las celebrities también están enriqueciéndose. Taylor Swift (1.100 millones) se une a las filas de 2024 de la lista —siendo la primera músico en lograrlo basándose únicamente en la composición de canciones y su actuación— después de la exitosa primera etapa de su gira Eras. El productor de televisión Dick Wolf (1.200 millones), el cerebro detrás de programas como Ley y Orden y Chicago, también es nuevo en la lista de multimillonarios, al igual que Magic Johnson, el miembro del Salón de la Fama de la NBA que realmente aumentó su fortuna después de retirarse, a través de “hábiles acuerdos comerciales y participaciones en varios equipos deportivos, uno de los mejores caminos para enriquecerse aún más”.

Todos estos se suman a casi una docena de otros famosos multimillonarios, incluidos George Lucas (5.500 millones), Michael Jordan (3.200 millones) y Kim Kardashian (1.700 millones).

En total, 265 rostros nuevos se suman a la lista de los multimillonarios del mundo. El más rico de todos es el italiano Andrea Pignataro, un ex operador de bonos de Salomon Brothers detrás de la firma de software financiero ION Group. Su fortuna tiene un valor estimado de 27.500 millones. Otros recién llegados destacados incluyen al fundador de la cadena de comida rápida Raising Cane’s, Todd Graves (9.100 millones); Maggie Gu, Molly Miao y Ren Xiaoqing (4.200 millones cada uno), tres cofundadoras del gigante de moda rápida Shein; el icónico diseñador de tacones altos Christian Louboutin (1.200 millones); y Antonio Gracias, amigo de Elon Musk e inversor de Tesla y SpaceX (1.100 millones).

AMANCIO ORTEGA, EN EL CLUB DE LOS 100.000 MILLONES

El dueño de Inditex, Amancio Ortega, forma parte de la élite de multimillonarios con una fortuna de 100.000 millones de dólares. La riqueza de los miembros de esta lista, integrada por 14 miembros, suma un valor total de 2 billones de dólares, lo que significa que sólo el 0,5% de los 2.781 multimillonarios del mundo poseen el 14% de toda la riqueza total

Forbes estima que la fortuna de Amancio Ortega asciende a 103.000 millones de dólares. La fortuna de Ortega se ha engrosado en 26.000 millones de dólares desde el año pasado, impulsando su patrimonio neto hasta los 12 dígitos gracias a un salto del 43% en las acciones de su minorista de ropa, Inditex, que gestiona la cadena de moda rápida Zara. La cartera inmobiliaria de Ortega, que incluye propiedades logísticas, residenciales y de oficinas principalmente en Europa y Norteamérica, vale ahora 20.000 millones de dólares y alquila a inquilinos como Apple, Amazon y Walmart.