Negocio

TRUFA CASTELLÓN | El Toro (Castellón) acogerá la Feria Internacional de la Trufa en 2025: “Es historia viva”

Recuperar el patrimonio y garantizar su pervivencia para generaciones futuras es el objetivo en el que se emplea El Toro. Lo han hecho y lo hacen con su castillo, “una fortificación que es historia de nuestra tierra y presente de nuestras vidas. Queremos que también sea futuro”.

Así lo ha defendido el alcalde de esta población del Alto Palancia, José Arenes, quien reconoce “la ilusión, el empeño y el trabajo que hemos dedicado a este proyecto con el deseo de recuperar para nuestros hijos un vestigio de nuestras vidas”.

La actuación se ha nutrido con el apoyo económico del Consell y de la Diputación Provincial de Castellón. “Más de 250.000 euros que han permitido recuperar la historia de nuestro pueblo y que son un legado para quienes vienen pisando fuerte. Nuestra identidad está ligada a nuestro patrimonio”, señala Arenes.

Plan director

El castillo ha logrado recuperar sus cuatro lienzos, las almenas, el acceso principal y la antigua iglesia del periodo de la Reconquista, en el siglo XII, de acuerdo al plan director que ha guiado los trabajos en esta fortificación. “Es una suerte poder ver que el esfuerzo obtiene recompensa y que aquello que forma parte de nuestra historia vuelve a levantarse para recordarnos cuáles fueron nuestros orígenes”.

El Toro es un municipio de apenas 250 habitantes situado en la comarca del Alto Palancia. MEDITERRÁNEO


El proyecto que lidera José Arenes va mucho más allá. “Queremos dotar de vida el castillo. Convertirlo en un espacio de actividad y cultura, capaz de albergar eventos, y no hay evento mayor en El Toro que nuestra Feria Internacional de la Trufa”.

De hecho, la trufa es un tesoro gastronómico que ha cobrado gran importancia en el municipio de El Toro. Esta delicia culinaria, conocida como “el diamante negro”, atrae a chefs y amantes de la buena comida de todo el mundo. La presencia de la trufa en El Toro ha generado un impulso económico significativo, con un crecimiento en el turismo gastronómico.

Además, la trufa se ha convertido en un símbolo de identidad local, promoviendo el orgullo y la cultura de la región de Castellón. El cultivo y la promoción responsable de la trufa en El Toro también contribuyen a la conservación del medio ambiente y el desarrollo sostenible de la comunidad.

El reto es seguir peleando subvenciones y ayudas que nos permitan dotar de cubierta la fortificación y poder celebrar en 2025 el certamen bajo el cobijo de estos lienzos”, ha señalado el primer edil.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button