Mundo

Ayuso no se cree la teoría de la “voladura controlada” por parte de Génova

Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid.

El Partido Popular ha resultado el protagonista involuntario de las últimas horas. O eso creen en el PP de Madrid. El presidente nacional del partido, Alberto Núñez Feijóo, se reunió el pasado sábado con un grupo de periodistas de distintos medios de comunicación. En una comida informal en Lugo, el jefe de la oposición admitió que su equipo estudió elaborar una Ley de Amnistía que dejara sin efecto todas las causas judiciales derivadas del procès independentista. En la misma charla informal, se abrió a un indulto condicionado a tres actos: que el expresident Carles Puigdemont pidiera perdón y mostrara arrepentimiento, que se sometiera a un juicio y que renunciara a la vía unilateral.

Estas declaraciones, que chocan frontalmente con lo defendido en público por los populares los últimos años, han irrumpido de plano en la campaña gallega. El desconcierto en las filas populares es máximo, y barones del PP apuntan a una “voladura controlada” como explicación a las afirmaciones del mandatario gallego. Y lo explican.

El pasado jueves, Puigdemont emitió un comunicado sobre las negociaciones entre su partido y el PP antes de la investidura de Feijóo: “Todo se sabrá”, afirmó el expresident. La teoría que circula entre los populares —y que también ha calado en el Partido Socialista— señala que Génova ha querido cortar el paso a Junts y adelantarse a contar ellos en público el contenido de las negociaciones con los independentistas durante el mes de agosto, antes de la investidura de Feijóo. 

Pues bien. Según ha podido escuchar El Chivato, en el equipo de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, no se creen esta hipótesis. Al contrario que buena parte de los presidentes autonómicos del PP, en el equipo de la líder madrileña consideran que Génova no ha querido dar a conocer las conversaciones con Junts ni era un tema que Feijóo quisiera tratar a propósito durante la comida. “No se trataba de reventar ninguna noticia de Junts”, afirman desde el entorno de Ayuso. La presidenta autonómica resta importancia a las declaraciones y lo achaca más a una serie de frases fuera de contexto que no suponen un cambio de postura respecto a lo defendido por la dirección nacional en los últimos meses.

“Es un hablar por hablar que se ha convertido en noticia”, aseveran desde la Puerta del Sol, y descartan que se trate de una revelación trascendente o de cualquier ofrecimiento oculto que el PP hizo a Junts en el pasado agosto. Una reacción que calma las aguas en el partido ante la expectación generada sobre si la presidenta iba a criticar abiertamente cualquier negociación con los independentistas y atacara las palabras del presidente nacional.

Rueda, entre Ayuso y Moreno, en el acto con presidentes autonómicos de enero en A Coruña.
Rueda, entre Ayuso y Moreno, en el acto con presidentes autonómicos de enero en A Coruña.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button