Nacional

El llanto desconsolado de Adrián Lastra y el enfado de Mar Flores en el quinto programa de El Desafío

Cada semana, los concursantes de El Desafío se implican de una forma personal con las pruebas del programa. Unos niveles de exigencia, que en la quinta gala han mostrado el lado más humano de Adrián Lastra.

El actor se ha hundido en un mar de lágrimas tras hacer 1:34 en la apnea del programa con la sensación de haber decepcionado a su hermana que se encontraba entre el público. Juandi, Roberto Leal o sus compañeros del programa han tenido diversas muestras de cariño con Adrián Lastra, pero el concursante no encontraba consuelo tras sentir que había fracasado en la prueba estrella del programa.

Mar Flores y Marta Díaz han protagonizado un increíble duelo en altura en el que ambas concursantes se han dejado la piel y han luchado frente a su vértigo. Al recibir un seis por parte de Santiago Segura tras su desafío, Mar Flores se ha mostrado disconforme con el jurado y le ha reprochado al director de cine la puntuación que le da cada semana.

Tras el duelo protagonizado por Marta y Mar, ha llegado el momento más divertido de una pareja con el sentido del espectáculo en sus venas. Alaska y Mario Vaquerizo se han convertido en la Familia Addams protagonizando un show de miedo en El Desafío.

La puntería es una de las pruebas más complicadas en el programa y así ha quedado patente en el reto de Pepe Navarro. El presentador ha fracasado a la hora de disparar con un arco.

Chenoa ha sacado todo su arte en la quinta gala de El Desafío y ha protagonizado un gran reto musical tocando las castañuelas. La cantante ha dejado a todos sin palabras al interpretar tres reconocidas bandas sonoras con las castañuelas.

Pablo Castellano ha tenido por delante uno de los desafíos más complicados de la semana. El concursante tenía que completar un circuito imposible marcha atrás. El marido de María Pombo no ha sido capaz de superar su desafío y ha hecho una confesión en el programa, “suspendí tres veces el práctico del carné de conducir”, se ha sincerado Castellano.

Mónica Cruz ha sacado su lado más musical para brillar con una increíble coreografía en 4D en el quinto programa de El Desafío. La concursante ha demostrado su capacidad de superación y su sentido del humor con este fantástico número musical.

Un número que le ha dado la victoria de la gala a la concursante obteniendo el diez de Pilar Rubio y Juan del Val y el siete de Santiago Segura.

Mónica Cruz ha donado los 7.500 euros de la gala a Juegaterapia.

La bailarina ha querido tener ese bonito gesto con los niños que sufren en los hospitales. Emoción, lágrimas, enfado y mucho espectáculo durante la quinta gala de El Desafío.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button