Nacional

Colombia busca al ‘asesino de Tinder’ tras la muerte de 12 hombres en Medellín

J. llevaba un mes viajando por varias ciudades de Colombia cuando fue encontrado sin vida en las calles de Medellín. Pasó hace 15 días. Era estadounidense y compartía una habitación de ocho camas en un popular hostal del Poblado, la zona más exclusiva y la preferida para los turistas extranjeros que llegan hasta aquí: “La policía nos preguntó pero lo único que pudimos decir es que esa noche no regresó hasta aquí”, explican en la recepción del último sitio donde durmió.

Según los movimientos de su cuenta bancaria, esa noche habría estado en una discoteca a poco más de un kilómetro del hostal. Lo último que la Policía de Medellín ha podido esclarecer de su muerte es que se produjo después de haber quedado con una mujer a través de Tinder, la popular red social de citas para adultos. En su cuerpo se encontraron resto de sustancias psicoactivas, sedantes y alcohol. “No es algo raro aquí, en los últimos meses y años hemos tenido casos muy parecidos”, comentan en la Estación de Policía de El Poblado, tratando de restar importancia.

Sin embargo, J. se uniría a otros 11 hombres extranjeros que han fallecido en los últimos tres meses y de los que las autoridades colombianas todavía se niegan a compartir sus nombres ante la falta de información. Se desconoce la posible relación entre los casos. Pero los 12 fueron hallados sin vida por sobredosis tras quedar con una persona a través de una aplicación de citas. A pesar de la gravedad del asunto, los casos fueron relevados al anonimato debido a la investigación en curso. En el de J. sólo se explicó que “se halló el cuerpo sin vida de un hombre sobre una canalización”. Por lo que son todavía una gran incógnita para los medios de comunicación locales y nacionales.

Aumento de turismo sexual en la ciudad

Hace muchos años que Medellín se convirtió en un lugar común para realizar turismo sexual dentro de Colombia. Durante las noches, el Parque Lleras, ubicado también en la zona del Poblado, se convierte en el lugar de mayor tránsito de personas que ejercen la prostitución y de extranjeros que explotan sexualmente a adolescentes y niñas. “El turismo sexual se está saliendo del Parque Lleras y la Plaza Botero y se está extendiendo principalmente a través de aplicaciones de citas y redes sociales”, explica un local que prefiere no compartir su nombre.

Desde entonces han existido algunas muertes violentas relacionadas con estas prácticas. Pero la alarma nunca había sonado tanto como ahora. Según datos del Observatorio de Turismo de la Personería Distrital de Medellín, las muertes violentas de ciudadanos extranjeros aumentaron un 29% en el último semestre de 2023 con respecto al mismo periodo del año anterior. Un dato que se opone a los positivos de la ciudad y el país, que han registrado un descenso en la tasa de homicidios.

De hecho, muchos de estos últimos casos han sido muy sonados y presentan el mismo móvil. Hewett Jeffrey Hutson, un comunicólogo de 55 años, falleció el 11 de noviembre en el apartamento que había alquilado a través de Airbnb en El Poblado. Presentaba más de 20 heridas de arma blanca y se presume que fue víctima de una mujer de 18 años que ingresó al mismo domicilio ese mismo día. Había quedado con ella a través de Tinder.

El artista y conferencista Tou Ger Xiong fue descubierto a mediados de diciembre en una ubicación remota: apareció con heridas de arma blanca en la quebrada La Corcovada, al nororiente de la ciudad. Se había encontrado con una mujer en la tarde del 10 de diciembre, y horas después, un amigo recibió una solicitud de rescate de 2.000 dólares.

Johny Jerome, un neoyorquino que había viajado a finales de octubre para celebrar sus 45 años, fue descubierto sin vida en el jacuzzi de su hotel por su primo. Ambos habían compartido la noche con dos mujeres y no presentaban heridas aparentes. Phillip Ryan Mullins, por otro lado, fue hallado sin vida en su hotel con la presencia de sustancias psicoactivas que posiblemente contribuyeron a su fallecimiento. Con 32 años, fue visto por última vez en una fiesta con amigos el 15 de diciembre.

Las Embajadas advierten a sus ciudadanos

En Medellín la noche amenaza pronto y un grupo de cinco jóvenes parece divertirse en uno de los bares con terraza del Poblado. Son de varias nacionalidades: un estadounidense, un belga, dos noruegos y un canadiense. Se conocieron viajando y entre ellos hablan inglés. Ante la pregunta, todos tienen instalados varias aplicaciones de citas. También el estadounidense, que dice no haber escuchado sobre algún asesinato.

Pero hace apenas unos días que la Embajada de Estados Unidos aseguró que entre noviembre y diciembre de 2023 ocho estadounidenses habrían muerto en Medellín en circunstancias “sospechosas”. Desde entonces han alertado a sus ciudadanos de no usar estas plataformas en la capital de Antioquia. Entre ellas destacan Tinder, Bumble y Grindr.

Ante las preguntas de este medio, el Ministerio Público de Colombia fue enfático en que no existe una política pública, ni una entidad que se enfoque netamente en la seguridad para los turistas que llegan a Medellín. “Desde el organismo solicitamos a la alcaldía y a la Policía tomar las medidas necesarias para frenar este tipo de casos”, sentencian.

Los países de origen de los últimos hombres fallecidos son Estados Unidos, Reino Unido, Argentina, Panamá, Canadá, Francia, Ghana, México e Israel. EL ESPAÑOL ha confirmado que hasta el momento ninguna persona de nacionalidad española estaría relacionada con estos hechos o similares en la ciudad de Medellín.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button