Nacional

El Real Madrid gana oxígeno de cara al derbi tras el empate del Girona frente a la Real Sociedad

El Real Madrid se llevó una buena noticia de lo ocurrido este sábado en Montilivi en el encuentro entre el Girona y la Real Sociedad. Los de Míchel se dejaron dos puntos que son una bomba de aire para los de Ancelotti de cara al título de liga.

El conjunto blanco afronta de esta manera el derbi madrileño frente al Atlético con más tranquilidad sabiendo que ocurra lo que ocurra finalizará la jornada como líder en solitario. Ahora mismo la ventaja con el Girona es de 1 punto, pero se puede convertir en cuatro si vencen a los de Simeone.

Del mismo modo, al Real Madrid también le quita presión de cara al choque de la semana que viene en el que reciben al Girona en el Santiago Bernabéu. Para el choque, los gerundenses no podrán contar con Blind y Yangel Herrera, sancionados por acumulación de tarjetas, y Míchel, que fue expulsado.

[Real Madrid – Atlético, un derbi con cuentas pendientes que será clave en el devenir de La Liga]

Dos puntos claves

El Girona dejó escapar ante la Real Sociedad (0-0) un triunfo que puede ser determinante para el devenir del título de Liga. Los de Míchel se repartieron los puntos ante el cuadro donostiarra en un encuentro en el que no pudieron ofrecer el fútbol que venían desplegando a lo largo de toda la temporada.

Sin duda, al cuadro gerundense le hizo mucho daño la baja de Dovbyk. El delantero ucraniano, máximo artillero del campeonato, se cayó de la convocatoria a última hora y su equipo lo notó sobremanera. Le falto mordiente al Girona que fue incapaz de derribar el muro realista en los noventa minutos.

De esta manera, el Girona llegará a la cita del Santiago Bernabéu de la semana que viene con, al menos, un punto de desventaja sobre su rival. Los blancos suman 57 puntos por los 56 de los catalanes, pero el Real Madrid tiene pendiente todavía el derbi frente al Atlético.

La primera mitad dejó claro que no iba a ser un partido cómodo para el Girona. Los de Míchel llevaron la iniciativa ante una Real Sociedad que vivía cómoda siendo reactiva. Se notó la baja de Dovbyk, quedando en varias ocasiones huérfano el punto de penalti del área de Álex Remiro, pero el cuadro local tuvo acciones para poder ponerse por delante.


Mikel Oyarzabal trata de superar a Eric García

EFE

De hecho, lo podría haber hecho, pero un fuera de juego privó a Yangel Herrera del primer tanto de la noche. La acción llegó en el minuto 24. Savinho realizó una gran jugada individual y puso un centro al área pequeña. Allí apareció Herrera, desde segunda línea, para cabecear el cuero al fondo de las mallas. Sin embargo, el tanto acabó siendo anulado por un fuera de juego de Savinho en el inicio de la jugada.

Unos minutos antes fue Álex Remiro quien impidió el gol del Girona. En el minuto 14 voló para desbaratar una falta directa ejecutada por Tsygankov y en el 23 sacó bajo palos un remate de Aleix García a la salida de un córner.

Por su parte, los donostiarras apenas llegaron a la portería de Gazzaniga. Tuvieron la mala fortuna de ver como Odriozola se lesionaba en la primera acción del choque y marcaron un tanto que fue anulado por fuera de juego de Oyarzabal. Pero poco más. Los de Imanol Alguacil se fueron contentos con el empate al término de los primeros cuarenta y cinco minutos.

Sin goles

La Real Sociedad cambió la cara en la segunda parte. El cuadro donostiarra comenzó a mandar y anuló por completo el juego del Girona. Sin embargo, tampoco fue capaz de generar demasiadas acciones de peligro.

Se notó a ambos equipos con algo de fatiga y los técnicos movieron el banquillo en busca de desequilibrar la balanza. Una desigualdad que Gazzaniga evitó por momentos con una parada magistral a un latigazo desde la frontal de Brais Méndez.

El marcador no se movió en los minutos restantes. El Girona lo intentó y tuvo la opción de llevarse el gato al agua en el descuento con una ocasión clarísima de Valery Fernández. Su disparo desde el interior del área se marchó desviado en la que fue la última ocasión del partido.

De esta manera, el Girona se coloca a un punto del Real Madrid pero con un partido más. El próximo fin de semana se verán las caras en el Bernabéu en un choque en el que no estarán Yangel Herrera, sancionado por acumulación de tarjetas, y Míchel, que fue expulsado en los minutos finales.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button