International

Denuncian a Ayuso y Almeida por falsedad documental en las obras de la estación de Madrid Río

Más Madrid ha denunciado en las últimas horas una “burda manipulación” por parte de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y el alcalde de la ciudad, José Luis Martínez-Almeida, a partir de la cual el equipo de la responsable de Sol y el Consistorio habrían justificado que la estación de Madrid Río -correspondiente a la ampliación de línea 11 de Metro– no puede hacerse en el paseo de Yeserías y sí dentro del parque, lo que implica la tala masiva de árboles contra la que oposición, vecinos, sindicatos y asociaciones ecologistas llevan tiempo luchando.  

En concreto, el grupo municipal explica que el PP ha “falseado” el trazado de conducción del Canal de Isabel II en el documento de impacto medioambiental. El concejal Álvaro Fernández Heredia critica que los ‘populares’ “llevan meses asegurando que no se podía poner la estación fuera del parque, en el paseo de Yeserías, porque justo por ahí pasaba una tubería” pero que, sin embargo; y después de estudiar las imágenes, la realidad es bien distinta.

“Hemos constatado que los planos del Canal de Isabel II que constan en la documentación ambiental hecha pública se han alterado para justificar la ubicación dentro del pulmón verde, Algo que no está permitido en la legislación”, ha señalado Fernández Heredia. En esta línea, el edil de Más Madrid ha exigido que los gobiernos municipal y autonómico expliquen y subsanen “de manera inmediata” esta “irregularidad ante de que se continúen los trámites del expediente”. Asimismo, ha vuelto a reclamar que la estación se construya fuera del parque de Arganzuela, en el paseo de Yeserías. “Ya no saben -Ayuso y Almeida- qué hacer para destrozar el medio ambiente y la salud de nuestra ciudad, no solo son negacionistas del cambio climático, también se dedican a manipular y falsear documentos para justificar sus actuaciones, auténticas barbaridades”, lamenta el concejal.

 

“Manipulación” del plano del Canal de Isabel II. La conducción real, según Más Madrid, es la de color verde, no la de color rojo. Imagen de Más Madrid 

 

Más Madrid ha presentado 12 alegaciones a la manera en la que se está tratando de modificar la Línea 11 de Metro que están centradas en aspectos como la “improcedencia de tramitar una declaración de impacto simplificada en vez de una ordinaria a la vista de lo previsto en la legislación de impacto medioambiental, dada el gran tamaño y las grandes afecciones de obra prevista”, el “hecho de que se prevean trabajos nocturnos en zonas de población muy densas”, la “ausencia de información pública de las modificaciones anteriores”, la “tala del parque de Comillas, la arboleda de Arganzuela, los jardines de Palestina y el parque Darwin” o los “errores en el procedimiento que impiden, por la ausencia de una consulta previa, alegar sobre la localización en el interior del propio parque”.

Ecologistas en Acción y Asociaciones vecinales también cuestionan el proyecto

Ecologistas en Acción y la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM) también han cuestionado por enésima vez un proyecto que ha costado a los encargados de llevarlo a cabo multitudinarias protestas e incluso la apertura de una investigación por medio del Defensor del Pueblo.

Los segundos hablan asimismo de una “manipulación” del plano por parte de la Comunidad, según la cual es imposible que la línea se amplíe a través del paseo de Yeserías, tal y como estaba previsto en el proyecto inicial de 2019 y tal y como reclaman ahora las entidades vecinales.

La portavoz de Ecologistas en Acción, Ángeles Nieto, desarrolla que existe una conducción del Canal que aparece en un sitio en los planos del proyecto actual y en otro distinto en los planos de remodelación de la M-30 a la altura del Puente de Praga, en 2006; un hecho que piden asimismo aclarar a la Comunidad sin dejar de lado que pueda deberse a un “error”. Aunque desprende más tesis: “Puede ser que el fallo venga del promotor, que es la Dirección General de Transporte Colectivo de la Comunidad, que sería más grave, puede haber sucedido que entre 2006 y 2023 esa conducción se haya movido, algo difícil de creer; o puede haberse producido una manipulación o falseamiento para justificar la localización de la boca de Metro de Madrid río dentro del parque”. En cualquier caso, si se debe a un error, emplaza a la Administración regional a rectificar el documento y redactar de nuevo el proyecto para construir en el paseo de Yeserías; mientras que, si obedece a una cuestión intencionada, la responsabilidad debe caer sobre la empresa creadora del proyecto y el promotor del mismo.

La Comunidad niega la manipulación

Por su parte, la Comunidad de Madrid niega la manipulación del plano y la califica de “falsa” la acusación de la izquierda. Desde la Consejería de Vivienda, Transportes e Infraestructuras sostienen que la formación de Mónica García en la Asamblea y de Rita Maestre en el Ayuntamiento han trasladado a los medios una “información gráfica que no coincide con la real de las canalizaciones”. Más concretamente, el departamento responsable señala que la información que recibieron sobre los servicios afectados del Canal de Isabel II durante la redacción del estudio informativo son planos esquemáticos con una ubicación aproximada de conducciones.

Respecto al cambio de criterio de hace aproximadamente un lustro a acá, los idearios del proyecto justifican que en la primera ubicación resultan afectadas varias infraestructuras, pero el plano con el que así lo muestran “no responde a la realidad”, según los vecinos.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button